ATENCIÓN PSICOLÓGICA A MOR EN EQUILIBRIO

Perdonar a nuestra pareja !!

Deja un comentario

Para poder ver hacia adelante y caminar hacia el futuro con tu cony42uge, es preciso dejar el pasado en el pasado y dejar atras las ofensas o danios sufridos, ya que si nos aferramos a ellos, si nos aferramos a recordarlos constantemente, inevitablemente sufriremos constantemente y haremos sufrir a quienes son importantes para nosotros.

Esto hace importante desarrollar y fortalecer nuestra habilidad para soltar y perdonar por lo que es preciso abordemos el tema en el presente curso.

Por otro lado, también es importante aclarar algunos malos entendidos de lo que se entiende por perdonar. Perdonar:

1.  No equivale a reconciliarse con el ofensor. Eso viene despues, si acaso es viable.

2. No minimizar o justificar una ofensa. Equivale a reconocerla; reconocer que nos han hecho danio (“tu accion me ha lastimado”).

3. Perdonar no sucede por decreto o solo porque dices, “te perdono”. Es un proceso que evoluciona de manera paulatina.

Creo que el tercero es la creencia mas popular, asi como la que genera muchos problemas en las relaciones. Por un lado esperamos que nos perdonen de un dia para otro cuando hemos cometido una falta y si no sucede asi, las cosas se pueden poner peor (“pues como no me perdonas…”).

Por otro lado, creemos que si no hemos perdonado en una semana o un mes, ya no podremos perdonar jamas y entonces ya nada tiene caso… Lo anterior por poner un par de casos extremos. Perdonar es un proceso que puede ser lento o no. Depende de cada caso y de cada persona. Lo que si es fundamental para que el proceso de perdonar comience es tomar la decisión de empezar a perdonar. Hay personas que nunca toman esa decision y duran toda su vida cargando con resentimientos que hacen su existencia mas pesada para ellas y para quienes las rodean.

¿En que consiste, entonces, la accion de perdonar? La accion de perdonar ha sido definida por Livingston (2009) como “…renunciar al rencor y deseos de venganza.” Y continua, “ampliamente confundido con el olvido o la reconciliacion, perdonar no es ni uno ni otro. No es algo que hacemos por los demas; es un regalo a nosotros mismos. Existe, igual que toda verdadera sanacion, en la interseccion entre el amor y la justicia.”

“Es un regalo a nosotros mismos,” esta parte me encanta. Es decir, el beneficiado es el que perdona, mas que el perdonado. ¿Por qué? Precisamente porque al perdonar me libero de un peso, del rencor que cargo y que me amarga.

Por amor a mi perdonare la ofensa y dejare de cargarla sobre mis hombros. Algunas veces sera por amor a quien nos ha lastimado. Puede ser nuestro hijo/a, nuestros padres, nuestra hermana o nuestro conyuge.

Como le explico a mis cliente en consulta, “perdonar equivale a dejar de traer en el lomo un saco de piedras que nos cansa y lastima, es ponerlo en el piso y continuar caminando.

“El saco de piedras ahi va a estar, pero mientras mas caminemos hacia el futuro, mas pequenio se ira volviendo a nuestra vista hasta llegar un momento que no lo alcancemos a ver, salvo regresemos voluntariamente y regresar al saco es regresar al pasado, desde luego.”

Por otro lado, se ha escrito mucho sobre los beneficios de perdonar. Relaciones más sanas, mayor salud psicológica, menos estres y hostilidad, menor presion arterial, menos sintomas de depresion, ansiedad y dolor cronicos, asi como menor riesgo de abuso de sustancias y alcohol.

Claro! Vivir reviviendo males…a cualquiera lo orilla a abusar del alcohol o sustancias. Mientras no perdonamos vivimos con el coraje y el resentimiento. Consciente o inconscientemente deseamos emparejar las cosas, es decir, deseamos venganza.

Esto trae dos consecuencias. Primero, un desgaste fisico y emocional. Dos, nuestras relaciones interpersonales se pueden ver afectadas. Puede que seamos hipersensibles, malhumorados, demasiado exigentes o agresivos con nuestras amistades, pareja o familia, muchas veces sin darnos cuenta. Podemos sufrir depresión o un sentimiento de vacío. Recordemos que perdonar no es reconciliar. La reconciliación viene después…si es viable y si es importante para nosotros la relación con la otra persona.

Definitivamente hay casos en los que no es posible una reconciliacion, simplemente por motivos de salud psicologica y emocional, y sobre todo en casos de violacion y abuso sexual. Sin embargo, incluso en estos casos, perdonar sigue siendo posible.

Entonces ¿Como perdonamos? ¿Que podemos hacer para empezar a perdonar? Algunos autores manejan cuatro pasos que facilitan el proceso (Howes, 2009):

a) Expresa la emocion. Ya sea coraje, dolor, tristeza o indignación, quien necesite perdonar necesita identificar y expresar profundamente esos sentimientos. Mejor aún si se expresan al ofensor, cuando es posible. Siguiendo el tema que nos ocupa, si tu conyuge te ofendio o lastimo de alguna manera, ayudara mucho se lo manifiestes y le expreses como te sientes. Esto desde luego no puede ser por tiempo indefinido. Es un paso que facilita empezar a soltar y dejar atras.

b) Entender el porque. Necesitamos entender porque. Necesitamos una explicacion que nos permita comprender los hechos, aunque no estemos de acuerdo. Escuchar una respuesta a nuestro “¿Por que lo hiciste?” ayuda mucho. Esta parte no siempre es facil, pero ya la abordaremos mas adelante.

c) Reconstruir la seguridad.  Necesitamos asegurarnos que no se volvera a repetir el daño sufrido. Mientras no tengamos esta garantia, seguiremos sintiendonos vulnerables y por lo tanto, no sera posible perdonar. Es decir, cuando nuestro conyuge nos lastima, necesitamos escuchar una promesa de no volver a lastimarnos.

d) Renunciar. Renunciar al coraje, renunciar a repasar el daño cada que te acuerdes, a recordar el daño cada oportunidad, a desear venganza. Es una promesa a ti misma, a ti mismo, a no perder mas tus energias y tiempo en el pasado. Es abrazar la confianza de un mejor futuro. Si esto te parece muy dificil o imposible, entonces es muy probable que sea necesario regresar a los incisos a, b, ó c.

Los primeros tres no necesariamente deben seguir ese orden y deben practicarse cuantas veces sea necesario. Sin embargo, si son necesarios para lograr el numero cuatro. Perdonar no es facil. Necesitamos comprometernos con cambiar por nuestro beneficio; de comprender la importancia y necesidad de perdonar en un momento dado de nuestras vidas. Tambien es desear YA NO definirnos como víctimas . Si deseamos emprender nuevas y sanas relaciones, renunciar a resentimientos originados en el pasado es indispensable.

Hacerlo es un reto. Requiere voluntad, esfuerzo y a veces apoyo. Mi recomendacion? Si encuentras muy dificil hacerlo sol@, pero sientes que ha llegado el momento de comenzar a perdonar, busca ayuda, busca asesoria.

Lo importante es comenzar…

 

 

 

 

 

 

Anuncios

This gallery contains 1 photo.

Sanando nuestro Yo !!

Deja un comentario

6Vamos a lanzarnos juntas a una aventura paradójica. Vamos a sanar algo que no existe: Nuestro yo… (Me dirás que a ti te parece que eres muy real. Alguna vez hasta has tenido un dolor de muelas de lo más real, tienes una hipoteca real y por las noches un cuerpo real se tumba en la cama cansado…)
Parecemos muy reales. Pero nuestro yo se mantiene aparentemente sólido sujeto por alfileres: lo sujetan nuestros recuerdos (buenos y malos, todo vale para mantener cohesionado este conjunto de cualidades, apariencias, imágenes)… lo sujetan nuestras ideas de nosotros mismos (sobre todo las del yo que nos gustaría realmente ser, las del yo que luchamos por demostrar a los demás que somos)…

Ese yo que hemos querido crear para sentirnos amados y aceptados es la cara de una moneda. La cruz de la moneda es ese misterio que llamamos LA SOMBRA.

De eso vamos a hablar juntos. De esas dos caras de la moneda… Y luego te revelaré el secreto que tantos grandes Sabios me revelaron a mí… Cuando hayas reconstruido el yo, cuando te dejes de inventar que eres lo que nunca fuiste y te aceptes con todos tus miedos y resentimientos, con todas tus grandezas y cualidades… Tendrás que tirar la moneda al Aire…
Y verás que a esa moneda le salen alas… el YO/SOMBRA que por fin se ha integrado amorosamente en uno solo… sorprendentemente se desvanece y abre paso a otra REALIDAD.


Vamos a reconstruir un yo mutilado para luego entregarlo a la Vida y dejar que la Vida dance su danza con lo que queda de el. Y será una danza plena, hermosa y llena de sorpresas!!
Por fin, ¡TU DANZA! No la danza que sacrificaste para que otros te amasen. Y descubrirás que ese amor que buscabas en los demás, ese amor por el cual dejaste atrás tu verdadero Ser, ese amor que esperabas encontrar creando un yo adaptado a tu entorno y desterrando al sótano una sombra compuesta de todo lo que pensaste que sería rechazado…
Ese amor…. ¡Siempre fuiste TU!

                                                                                                                                                               Sri Sri Ravi Shankar

Cuando buscamos la aceptación de los demás y nos olvidamos de nuestros verdaderos sentimientos, de nuestros verdaderos deseos, anhelos, perdemos todo lo maravilloso que somos, dejamos de ser nosotros mismos y nos convertimos en lo que a la otra persona le gusta, lo que a la otra persona le hace sentir bien.

Pero eso no es lo mas importante, lo importante es que al abandonarnos a nosotros mismos buscando la aceptación de los demás, perdemos nuestra alama, nuestro juicio, nuestro amor propio, nuestro camino, nuestra vida, para vivir una vida ajena, una vida llena de fantasías, de mentiras. Que tarde o temprano aparecerán y nos recordaran que la vida real existe y que cada vez que lo niego muero lentamente, dentro de mi !!

Amarte tal cual eres, por que eres un ser único y maravilloso.

Psic, Graciela Hernandez

This gallery contains 1 photo.

Violencia Intrafamiliar

Deja un comentario

violencia intrafamiliarEn la violencia familiar las víctimas y los victimarios poseen muy baja autoestima, ya que por un lado, la víctima es alguien al que maltratan sin que ésta pueda poner límites y no se da cuenta de que está siendo abusada. Por otro lado, los victimarios compensan lo inferior que se sienten,  maltratando y abusando, en este caso, de un familiar.

Muchas de las heridas emocionales que tiene una persona, producidas en su niñez pueden causarnos trastornos psicológicos emocionales y físicos (cáncer, úlceras, hipertensión, trastornos
cardíacos y alimentarios, problemas en la piel, depresiones, etc.), produciendo dificultades en la vida de las mismas (conflictos serios en el trabajo, disminución de la energía y de la capacidad creativa,
relaciones matrimoniales desastrosas, no poder hacer o conservar amigos, poco entendimiento con las hijas e hijos). Existen padres, madres, docentes o cuidadores que humillan, desprecian, no prestan atención, se burlan o se ríen del niño/a cuando pide ayuda, siente dolor, tiene un pequeño accidente, necesita que lo defiendan, expresan miedo, piden compañía, se aferra buscando protección, tiene vergüenza, etc. Estas actitudes se completan con otras totalmente opuesta, desmostrándole al niño que es “querido y bonito” creándole una gran confusión. Pero estas muestras de cariño son aparentes, adjudicándole un rotulo a su identidad, que trae como consecuencia un peso negativo en formación y en el desarrollo de sus capacidades.

En el momento en que la persona afectada es adulta, transmitirá la humillación o el maltrato a personas más pequeñas o vulnerables. Es una cadena hereditaria de abuso y poder, ya que el desprecio y la vergüenza vivida en la infancia son la fuente de los problema que afectan en la vida adulta y los causantes de la baja autoestima.

La principal imagen y más generalizada forma de violencia es el maltrato emocional. Hay muchas maneras pasa asustar a un niño y hacerlo sentir culpable e intimidado, sin recurrir a la violencia física. El niño o la niña se atormenta con pensamientos y sentimientos que no pueden comunicar ni compartir con nadie y aprenden a soportar el dolor y el silencio.

La autoestima y la comunicación están muy relacionadas, porque según como se diga algo, el efecto será positivo o negativo, de aprendizaje o de resentimiento, que se transmite desde la infancia
hacia el futuro. Por esta razón, se entiende que los padres y madres que dañan la autoestima de sus hijos no siempre lo hacen intencionalmente, ya que ellos fueron educados del mismo modo.
Cuando los padres quieren que sus hijos reaccionen como ellos desean, suelen comportarse de maneras particulares. Estas maneras pueden ser:

Mártires: controlan al niño haciéndolo responsable de su sufrimiento y culpable por todo lo que pueda querer o hacer que no le caiga bien a estos mártires, a quienes nada les viene bien, y
recurre a las quejas, los reproches, las lagrima, las amenazas de que les va a dar una ataque, etcétera.
– Ves como me sacrifico por ti y no te importa.
– Dejé todo para criarte y me lo pagas haciendo eso.
– ¿En que nos equivocamos que nos haces estas cosas?.

Los dictadores: controlan al niño o la niña atemorizándolos cuando hacen algo no autorizado, son estrictos y amenazantes para que obedezcan y todo los enfurece. Condenado de manera inapelable al niño, con burlas, gritos, despliegue de poder y dominación.
– Como puedes ser tan estúpido/a, como no te das cuenta de las cosas.
– Te avisé y ahora vas a ver lo que te pasa por no obedecer.
– Yo no tengo que darte explicaciones, lo haces porque te lo ordeno y punto.
A veces estos roles (mártir y dictador) se combinan, se alternan y agregan mas confusión a los chicos porque también van acompañados con demandas o manifestaciones de cariño. Y si un hijo llega a quejarse, a llorar o a reclamar por el trato que recibe puede volver a ser juzgado, culpado y descalificado.
“Según se hallan comunicado nuestros padres con nosotros así van a ser los ingredientes que se incorporen a nuestra personalidad, nuestra conducta, nuestra manera de juzgarnos y de relacionarlos con los demás.

Esas voces quedan resonando dentro de nosotros toda la vida. Por eso hay que aprender areconocerlas y anular su poder para que no nos sigan haciendo sufrir, para liberarnos de esos mandatos distorsionados y para no volver a repetírselos a nuestros hijos e hijas.
Ninguna forma de maltrato es educativa y ningún mensaje o comunicación que compatibiliza, critica, acusa, insulta o reprocha es un buen estímulo para nadie. Y menos en la infancia, cuando no
hay posibilidades de defenderse, protegerse o entender que es la impotencia y el desconocimiento de otras formas de trato lo que lleva a los padres y madres a asumir ese papel de mártir o de dictador.” “Lo primero que hay que entender es que no podemos hacernos cargo toda la vida de los problemas que amargaron o hicieron de nuestros padres y madres personas mártires o dictadoras.
Basta con empezar a investigar de que manera nos afectaron esas actitudes, para comenzar a liberarnos de sus efectos y no repetir nada de esto con los propios hijos e hijas, con nuestros
alumnos, con cualquiera de nuestros chicos o chicas que puedan estar a nuestro cuidado.”

 

En la lectura nos muestra como nuestra historia de vida, es la que nos marca los pasos para la vida que tenemos en la actualidad, de como las programaciones de nuestros padres que a su vez fueron programados por nuestros abuelos y asi sucesivamente, nos van marcando  con ideas irracionales y nos lleva a cometer patrones de conducta.

Pero aunque tengamos todas las huellas celulares con toda esa información no grata para nuestro presente, también nosotros tenemos el poder de decidir que es lo que queremos vivir en el tiempo presente, decidir si sigues con las cadenas de lo que te paso en la infancia, de lo que te dijeron tus padres, o tomas las riendas de tu vida, eres valiente y no solo por ti si no por tus hijos si es que los tienes, y decides ser libre, buscando y luchando por lo que realmente quieres.

Se que me vas a decir que no es fácil y tienes razón, todo lleva un proceso, pero el primer paso es tuyo.

Tu decides hasta cuando permites que te lastimen de esa manera.

Recuerda que no esta sola (o), Dios es tu fuerza.

 

 

This gallery contains 1 photo.